martes, 17 de mayo de 2011

Día 1. Sin haberme pesado, primera comida.

Esta mañana sí me he pesado, pero seguía la aguja pegadita al cien. Horroroso. Por cierto, me planteo si sería conveniente comprarme una báscula que indique hasta el último gramo.

En la tele anuncian Obegrass Sobres. De Laboratorios Aktafarma. Pues vale, yo tampoco es que crea que el Jorge Javier haya adelgazado desde sus días de gordito gracioso gracias a esos sobres, sino más bien habrá aprendido a controlarse y a dejar de lado lo que más le gusta comer.

Vamos, que a los "llépols" que nos gusta comer, no hay otra... que dejar de lado lo que está tan rico, al menos cuando nos pasamos tres países como he hecho yo.

Le he hablado a mi pareja de Dukan y cómo no, ha puesto el grito en el cielo. Dice que me deje de tonterías y que cuando venga él haremos juntos dieta pero comiendo de todo en pequeñas cantidades, y haciendo deporte. Le he contestado que me parece muy bien, pero no puedo dejarlo para dentro de unos días, tengo que empezar YA. Aunque no lo haga cien por cien fiel a Dukan porque he subido a casa en ascensor. ¿Por qué? pues por costumbre, ya que vivo en un 4º y vale, a partir de hoy mismo que tengo que volver a salir de casa,  bajaré y subiré por las escaleras. Es una tontería, vale, pero para mí eso será un detalle muy muy importante. Necesito motivarme, sentirme orgullosa de mí misma, y con pequeños detalles ir cogiendo las riendas de mi vida y de mi cuerpo.

Cuando él venga, vale, tal vez le escuche y como nos obligaremos el uno al otro, iremos a dar largos paseos. Nos irá bien. Pero si no empiezo yo sola, con pasitos, seguiremos como siempre, pensando en a qué buffet vamos a comer o qué pedimos al chino. Que nos conozco.

He ido al Mercadona sin saber muy bien qué alimentos se podían comprar, pero con la idea básica de pollo y pescado. He comprado una bandeja de pechuga de pollo, varias rodajas de emperador congeladas (qué carísimo, no?) y una bandeja con tres sepias. Veintipico euros, lo que os cuento. Es caro comer sano, sí...



He comido tres filetitos de pollo (finos) y vale, he pecado porque en la parrilla he echado un poco de aceite para que no se pegara (aún así se ha pegado un poco al ser tan finitos), y también le he echado hierbas provenzales y perejil. No tenía claro si se podía poner ajo, y he visto en este listado que sí.

Por cierto, qué bien que haya tanta gente en esto de la maratón por adelgazar... y que compartan sus vivencias con los demás, a mí me está ayudando mucho.

No he hecho bien la dieta porque, como siempre, no he desayunado nada. Espero tener más energía en próximos días y levantarme antes para poder tomarme un café y leche desnatada, que es lo permitido. Si no se puede echar azúcar, me acostumbraré a la sacarina. Si me tomo una infusión, no le echaré nada para endulzar, me gustan solas.

Y a media mañana me he tomado un cortado, que supongo que sería de leche entera. Mec. Pero bueno, a ver, es el primer día y dentro de lo que cabe, he comido poquísimo. Ya me dirás, tres filetitos de nada y punto pelota... me pregunto qué postres se deben poder comer en esta fase de ataque, porque no he visto nada en la lista. Vale, ya lo he visto, yogures desnatados. Esta tarde atacaré de nuevo el Mercadona, está visto que me voy a dejar una pasta guapa guapa.

Y a todo esto, si viérais cómo tengo la nevera y los armarios de "llepolies"... y de verdura y fruta, justamente el sábado compré fresas, cerezas y nísperos, y parece que de momento no los puedo comer... ains.

Sí, me siento una radical y tal vez me esté pasando al dejar de lado las frutas, pero si no veo que adelgazo en los próximos días sí que me sentiré mal y lo achacaré a que he tomado cosas "prohibidas". Una es así de lela.

Es curioso, yendo en coche por el pueblo he ido mirando varios sitios a los que no iré en mucho mucho tiempo... la pizzería Telepizza, la tienda de chuches, el buffet libre... Los miraba pero pensando, mira, ahí no iré en mucho tiempo (no me atrevo a decir que no volveré jamás porque sé que no se puede decir jamás ni nunca, ni siempre). Qué cosas piensa una. Ojalá no tenga ningún momento de flaqueza, pienso agarrarme a todo y sobre todo tener resultados.

Mi chico me argumentaba por teléfono que este tipo de dietas no es sano... me ha dado la risa (irónica), y le he dicho, ¿y la dieta que hago yo normalmente sí? Pues tampoco. Digo yo que comiendo unos días proteína pura me desintoxicaré de varias cosas que mi cuerpo necesita desprenderse, no? Seguro que comiendo de menos no estaré comiendo PEOR QUE HASTA AYER MISMO. Digo yo, no?

Seguiré escribiendo aquí, desahogando mis frustraciones, planteando mis dudas... para que no se me olvide nada y para dejar constancia de mi estado mental. Por si se me va mucho la pinza dentro de unos días...

1 comentario:

  1. holaaa!!!he llegado al principio de tu blog y leyendo veo q te pasó iwal q a mi me esta pasando ahora,,..ni pajonera idea de como funciona....espero ir aprendiendo con todos los blogs q estoy leyendo desde hace un par de dias y entrar en la familia dukan jajajaj...x cieto me encanta como te desahogas...super original y autentica...pues nada..te seguiré cotilleando el blog e inspirandome....un saludooo!!

    ResponderEliminar

¡¡¡ Muchas gracias por comentar !!!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...