martes, 23 de septiembre de 2014

... y otro pasito pa'trás...

Pues nada... teniendo en cuenta que he estado inflándome a ibuprofenos desde el jueves pasado... pues qué quieres, morena... 900 gramos de más esta semana respecto a la semana pasada, y en el fondo, hasta poco me parece.

Pero na! No hay nada mejor que tener subidón y que la báscula te acompañe... pero lo segundo mejor es saber que si no baja no es por tu culpa, porque ESTÁS HACIENDO LAS COSAS BIEN.



La recompensa llegará, si sabes mantenerte firme, sobre todo cuando los vientos soplen en tu contra... Ahí es donde más tendrás que aguantar, saber que esto... también pasará...

"Just because I'm losing...
 doesn't mean I'm lost...
 doesn't mean I'll stop...
 doesn't mean I'll cross..."


domingo, 21 de septiembre de 2014

Planificando las comidas de la semana

¿Tengo que cocinar? Uy qué pereza -> los kilos acechan...

¿Eres como yo, que piensas que no te gusta la cocina, que no tienes mano para la cocina, que no tienes tiempo para la cocina?

Ven, acércate... Te lo voy a decir muy bajito y al oído...

Lo sabes. Sabes que eso que acabas de decir es MENTIRA.

Eso sí, como excusa a mí me ha valido siempre... Que si llego muy cansada de trabajar, que si hay que pasar mucho tiempo en la cocina, que si... Excusas.

Y a mí las excusas me sirven para lo que me sirven. Una vez, vale. Dos, también. Luego no se las cree ni el Tato, y principalmente no me las creo ni yo.

Así que, haciendo acopio de valor, ingredientes y tiempo, ya llevo dos domingos cocinando para toda la semana. Luego congelo en tuppers, y la noche antes lo saco del congelador y lo meto en la nevera para tenerlo casi listo a la hora de comer. Calentar, servir, y disfrutar...

¿Que no es posible? Oye... Eso a mí, no me lo digas. Reconoce que para otras cosas sí que tienes tiempo... Es lo que me pasa a mí, que para perder el tiempo y hacer chorradas soy única... Para arremangarme siempre tengo mil excusas, jajaja...

Puntos positivos:
- Ensucias muchísimos menos cacharros.
- Aprovechas mejor la energía y el tiempo. Suma todo el tiempo que pasas delante de los fogones día a día, aunque sea haciendo algo a la plancha... He comprobado que se ahorra tiempo, y energía eléctrica. Que tú no sé, pero yo lo tengo todo eléctrico y tiemblo con la factura...
- Cuando llega la hora de comer no te dan los siete males, sino que es calentar y servir.
- Lo has cocinado todo tú, así que no lleva ningún conservante ni ninguna cosa rara, todo sano, rico y nutritivo.
- Te lo puedes llevar si comes fuera de casa, en el tupper... y dejar a to quisqui flipando de lo bien que cocinas.

Puntos negativos:
- Con los calores del verano se pasa mucho calor. Al menos en mi cocina, que es un puto horno, siempre.
- Hasta que pille el truco, los menús pueden parecerte repetitivos. Nada que no se solucione intercalando los tuppers.
- Hay que tener todos los ingredientes preparados el día que cocinas.


Os enseño lo que hice la semana pasada: berenjenas rellenas, pimientos verdes rellenos, estofado de pavo con verduritas.







Y esta semana he hecho contramuslos guisados con verduritas y estofado de pavo.



Y ya que estoy, una tartita de queso y agar agar... Es mi favorita. ¡Siempre me sale bien!



sábado, 13 de septiembre de 2014

Cestitas de pavo y huevo (by María)

Una receta me triunfa cuando es fácil de hacer, de preparar y encima ¡está muy rica! Así que desde ya, las cestitas de pavo y huevo que María propone como desayuno salado, son una receta básica en mi libretita maravillosa de recetitas Dukan. En dos minutos de preparación y tres minutos en el microondas, desayuno o cena preparados... ideal!

Aquí tenéis el vídeo:



 Aquí tenéis mis cestitas:






Lo único diferente que yo hago es la cucharada de verdura... que en lugar de que sea cebolla y pimiento rojo, yo he usado las verduritas que venden en Mercadona, en bolsa, en las neveras dentro de la sección de Verdulería. Lo demás, todo igual. Bueno, miento. La primera vez no tenía el mismo pavo que usa María, sino que tenía jamón york Bonnatur al corte del Carrefour... y como siempre lo pido "muuuuuy finito", pues bueno... no me queda tan bonico como a ella... pero de sabor, delicious!!!

¿Qué os parece? ¿Os animáis?

Volviendo a ser cocinillas

Siempre he dicho que una de las cosas que hicieron que mi dieta Dukan fuera un éxito fue "aprender" a cocinar, o mejor, dicho... Cocinar, a secas... Porque aprender aprender... Digamos, mejor, que lo sigo intentando, jajaja... No, ahora en serio, me siento muy orgullosa cuando algo me sale bien, rico, chachi, con fundamento... Y me llevan los demonios cuando tiro algo a la basura.



En este tiempo, han salido productos nuevos, aunque se siguen haciendo platos sencillos de hacer, hasta para una torpe como yo. Y encima, con la ayuda de los vídeos de María Martínez, hay que ser muy zote, bueno pues... algunos me salen y otros no. Pero no por nada, supongo que es cuestión de paladar. Como con la comida normal, en realidad... Tampoco todo me gusta, pues con esto, lo mismo. Pero lo que quiero transmitiros es que, mientras lo hago, mientras busco la receta, la apunto, busco los ingredientes necesarios, la hago, luego la presento y le hago la foto... Mientras hago todo eso, aunque parezca una tontería, disfruto, me lo paso bien, ME SIENTO BIEN. Porque siento que hago eso por mí misma, que lo hago por mi salud, que hago la dieta BIEN, (o lo mejor que sé, que la pata la sigo metiendo). Y lo comparto aquí, porque creo que a alguien más le puede pasar... es un remedio para los momentos de mucha ansiedad, en que lo más fácil es rendirte, abrir un armario y pillar lo primero que haya. Bueno, pues en ese momento tan tonto busco algo para hacer, para preparar, y mientras lo hago, pasa el tiempo, estoy entretenida y el resultado es sólo una anécdota, en realidad... el caso es que me sirve para no tirar la toalla y pecar, independientemente de si me mola lo que sale o no. Que si sale, mola mucho más, claro!!! jejeje

Tengo pendientes varias cosas por publicar, aunque algunas son cosas que ya las publiqué la otra vez, pero es que tengo ganas de compartirlas igualmente. Así que en este post de momento os pongo recetas que ya puse anteriormente... por el placer de compartir la foto, jejeje...

TARTA DE QUESO Y AGAR AGAR, by Rezeditas. Mi tarta favorita, por dos motivos: es fácil fácil fácil de hacer (también en el microondas) y además, no tiene ningún tolerado... Y está ri.quí.si.ma.

Os dejo el vídeo de María, ella la hace en molde alargado, en microondas.





POLLENSTEIN, by yo misma mismamente. El pollenstein no es una receta, en verdad... Es una way of life, jajaja...




miércoles, 10 de septiembre de 2014

Pa'trás como los cangrejos... ya vendrán tiempos mejores.

Bueno, pues nada, dos semanas después, he desandado todo lo andado la primera... bueno, todo todo no, pero casi... snif snif snif.

Peso de esta mañana de mi amada/odiada Colorines, 65.3. Con dos ovarios (doloridos). Pero na, yo erre que erre. Una vez identificados posibles elementos distorsionadores (quién sabe) que ya no se van a volver a repetir, yo sigo pa'lante como los de Alicante, porque...

Pues essssssso. Que la libertad la sigo teniendo yo. ¿Que no estoy perdiendo peso a pesar de hacer todo lo que está en mi mano? No me inmuto.

Bueeeeeeno, eso es mentira. Ayer (que subí un kg después de un día PP la mar de buena niña y cumplidora) me cagué en los ancestros de la báscula, en la regla y la retención de líquidos, en el ibuprofeno y en Dios Señor Todopoderoso por crearme mujer ovuladora. Pero también es verdad que a mí los prontos me duran lo que tardo en soltarlo todo cual niña del exorcista, oye, me quedo como nueva. Y como ya avisé y ya me veía venir, hoy han sido 200 gr de propina respecto a ayer. O sea, un cagarro bien gordo.

Pero yo, a lo mío.

Estos días estoy cocinando y preparando cositas a pesar de mil problemas en casa, problemas en el curro, problemas familiares... Nah. Yo sigo con ilusión, porque me gusta estar haciendo las cosas bien. Ya se irá la regla, ya, y entonces a Colorines le diré "¿Qué? ¿Ahora qué me dices, eh? Ahora ponte verde, jodíaaaaaaaa!!!" y esas cosas. Muy de estar como las locas, sí... pa qué negarlo.

Pues eso. Que los contratiempos no nos quiten la capacidad de reírnos a pesar de todo, porque en el fondo, ahora sé que los kilos que tengo no son el mayor de mis problemas, y precisamente por eso, debo dar gracias a Dios, al destino, al Universo o a quien sea...

 Jo, qué serio me ha quedado el post al final. Con lo que yo he "sío".
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...